Anna Wintour

Poderosa, amada, odiada, admirada, criticada, visionaria, estratega, madre… Si hubiera sido hombre no le lloverían tantas críticas. No solo viste de Prada, y calza sandalias Manolos porque son cómodas. Ya es leyenda. Es Anna Wintour.

17bis

Nacida el 3 de noviembre de 1949 en el londinense e intelectual barrio de Hampstead, y de orígenes nobles, parece estar predestinada al mundo de la moda y al de los negocios, y es que lo de Anna no es una actitud, es algo que lleva dentro.

La propia Wintour reconoce en el documental The September Issue -imprescindible para los amantes de la moda por mostrar la preparación de VOGUE septiembre, el nº más importante del año- que fue su padre, el editor del Evening Standard, Charles Wintour, el que decidió por ella que tenía que dedicarse al mundo de la moda. Así, estando aún en el colegio, su padre, que además era conocido por su frío carácter, la puso a trabajar de dependienta en Biba, meca de la moda juvenil, y de adolescente ya le aconsejaba en cuestiones de publicidad. ¿De tal palo tal astilla?

14

Con tan solo 20 años comienza su carrera en el mundo de la moda. Contratada por Harper’s & Queen su buen trabajo y rigor hicieron que fuera contratada por diferentes publicaciones: Harper’s Bazzar Nueva York o el VOGUE UK, donde fue poner un pie allá a principios de los 80 y liarla parda con sus innovadoras teorías. ¿A caso alguien estaba preparado para escuchar que: “a la mujer le interesan los negocios y el dinero, no tienen tiempo para ir de compras. Quieren saber qué, cómo y cuándo”?

Por esto y por más detalles visionarios para la época, hizo que saliera por la puerta. No pasa nada porque su objetivo estaba en Vogue USA y no paró hasta conseguir la entrevista. Era 1982 y tampoco se quedó calladita. “Quiero tu puesto”, le dijo a Grace Mirabella. Dicho y, seis años después, el puesto era suyo. Comenzaba la revolución de las portadas de Vogue USA y como no, la “Era Wintour”. ¿Cómo olvidar esa portada de noviembre de 1988? ¡¿Unos jeans en la portada?! ¡¿Y con un cuerpo enjoyado de Lacroix!!! Y hoy nos parece de lo más normal, pero fue Anna Wintour quién puso a las actrices de moda en la portada de VOGUE. Vio que se interesaban por la moda y simplemente arriesgó. La primera en aparecer fue Renee Zellweger (1998). Está claro, Wintour ya vio venir lo de las “celebrities”.

11

Anna Wintour no solo ha llegado a convertirse en un icono de la moda, sino que ejerce una enorme influencia en la industria, y es que Anna jamás ha tenido reparos en hacerse valer en un mundo, el editorial, que hasta hace poco parecía estar reservado a los hombres. Su mano no solo mece Vogue, sino que encumbra o tumba la carrera de modistos, fotógrafos, estilistas, modelos… todo pasa por ella o lo que es lo mismo: “que Anna Wintour te bendiga”. Desde 1995, asume la organización de la gala de las galas, la Gala de recaudación del MET. Si no estás tocado por su mano no vas, y si quieres ir, solo tienes que reservarte el primer lunes de mayo y sacar la chequera: $30.000 y aun así no está clara tu asistencia.

Lo que Wintour hizo fue mejorar la estrategia de Diana Vreeland (1973) de recaudar fondos para el MET y su Costume Institute a través de una gala de la alta sociedad, a una gala de modistos, modelos, y estrellas de Hollywood, convirtiéndola así en una auténtica cita con la moda. La Gala MET, que cada año cuenta con un modisto invitado y una temática diferente, ha sido objeto de un documental: “The First Monday in May” (2016) del director Andrew Rossi en el que también se habla de la vida cotidiana de Wintour y se cuestiona la moda como arte. Anna Wintour ha conseguido recaudar más de $130millones, consiguiendo además que esta Gala -que inaugura la temporada expositiva del Museo- pase a ser el acontecimiento sociocultural del año. Su repercusión, se dice, solo es comparable a la Gala de los Oscars.

13

Su esfuerzo y buen hacer fueron recompensados y en 2014, Thomas P. Campbell -en su día Dr. y CEO del MET- poniendo su nombre al Costume Center pasándose a llamar como Anna Wintour Center. La cinta de inauguración la cortó, nada más y nada menos que, su amiga Michelle Obama.

Anna Wintour es desde 2013 y de manera indefinida, Directora Artística de Condé Nast; Es Dama del Imperio Británico por su contribución a la moda y el periodismo. En 2017 consiguió el primer puesto de la revista Forbes como La mujer más poderosa del mundo ¡Casi nada! Con un aura de misterio que siempre la acompaña, Anna Wintour a las 5am ya está pie. Lee la prensa, juega al tenis, desayuna café de Starbucks y a las 8am se va a su despacho en Vogue, con su icónico peinado “bob” y tras sus oscuras y grandes gafas negras.


 

Hilo Woman Art House:

– ARRIBAS, Victoria (@vickynet74), “Anna Wintour” en Woman Art House,  10 de marzo de 2020 (Twitter). [Consulta: 15/06/2020].

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s